Yunis Camejo: “España es un país alegre y encantador”

Yunis Camejo: “España es un país alegre y encantador”

Yunisleidy Camejo Rodríguez es una deportista cubana que esta residenciada desde el año 2016 en España. Durante su estadía en este país ha completado tres temporadas en tres Clubes distintos como jugadora de Balonmano Profesional.

Su esbelto e imponente físico de 1,80 centímetros de estatura le han servido no solamente para demostrar su potencial atlético en tierra española. Cuba también se enorgullece de tenerla dentro de su Selección Nacional de Balonmano con la que ha competido en citas Mundialistas en Brasil y Dinamarca.

Defender es la posición estratégica que Yunisleidy como Pivot desempeña dentro de su profesión, pero cuando se trata de contraatacar, su capacidad ofensiva  también está dentro del repertorio de esta alegre y simpática balonmanista cubana, a quién los comentaristas deportivos de su país llaman “Tati”.

“Yunis”, como cariñosamente la llaman en España, echa de menos su adorada Cuba, pero también se siente muy a gusto en este país en donde ella considera que muy probablemente estará su futuro.

POR GERMAN POSADA

  

G.P.: ¿De qué parte de Cuba es Yunis Camejo?

Y.C.: De Pinar del Rio, una preciosa zona aledaña al Municipio de Viñales, reconocida internacionalmente por su entorno natural, cultura  y gastronomía, conocida como la Meca del Tabaco.

G.P.: ¿Ha practicado otros deportes diferentes al balonmano?

Y.C.: En la etapa de primaria mi primer deporte fue el Atletismo en el que ejercía eventos múltiples.  La velocidad y salto de vallas era lo que más me atraía. Posteriormente me ilusioné por el Voleibol debido a que mi hermana mayor Anyileidy  jugaba esta disciplina en la Escuela Provincial de Formación de Atletas.

G.P.: ¿Por qué se inclinó en especial por el balonmano?

Y.C.: En mi escuela siempre hubo balonmano, pero al principio nunca me atrajo como deporte. A los 10 años intenté el ingreso a la Escuela de Arte para introducirme en la danza, pero mi padre siempre tuvo el sueño de Deportista en la familia y nunca estuvo de acuerdo en que me presentara a las pruebas de ingreso. Como segunda opción quise seguir los pasos de mi hermana en el voleibol, pero los entrenadores de aquel entonces, consideraron que no tenía la estatura ideal para este deporte. Al final decidí integrarme al Equipo de Balonmano en el que quedaban plazas libres. En mis comienzos  empecé como portera y luego como Lateral Izquierdo que fue como conseguí llegar a la Selección en el 2009. Pasado el tiempo los técnicos decidieron que tenía más condiciones para el puesto específico del Pivote.

G.P.: ¿A quién le da los méritos como su maestro, tutor?

Y.C.: Sería injusto otorgar el mérito a sólo un maestro. Han sido muchas personas las que me han guiado a lo largo de mi vida deportiva, pero si tengo que resaltar a las personas que me inculcaron el balonmano en mis inicios que fueron Jesús Martínez “Chuchi” y Sorangel Rivera, con los que me formé durante cuatro años en la Escuela de Iniciación Deportiva (EIDE). Más tarde he de reconocer que en la Selección Nacional tuve un gran margen de mejora gracias al Seleccionador Lorenzo Maturell Verdecia y Juan Conde hasta llegar a insertarme en Competiciones Internacionales.

G.P.: ¿Cómo se da su paso al profesionalismo en Cuba?

Y.C.: Al terminar mis estudios Preuniversitarios en la Escuela Superior  de Preparación al Atleta (ESPA) vi alejarse mis sueños de llegar a la Selección por lo que me interesé por ingresar en la Universidad en la Carrera de Derecho. Justo cursando el primer año en Enero 2009, me convocan para presentarme a unas pruebas de captación para la selección absoluta durante 15 días. Éramos 7 jugadoras luchando por una plaza que al final conseguí.

Yunisleidy con su Selección Nacional de Cuba. Foto Archivo Personal.

G.P.: ¿De cuáles  clubes formó parte en Cuba?

Y.C.: En la Liga Nacional representaba a mi Provincia y por ser miembro de la Selección, si mi equipo no se clasificaba para las rectas finales, yo podía ser refuerzo de otros equipos, como fueron Ciudad de la Habana, Santiago de Cuba y Matanzas.

G.P.: ¿Qué tan difícil fue el hecho de ingresar a la Selección oficial de su país?

Y.C.: Fueron días difíciles, ya que esta oferta aunque deseada, llegó inesperadamente. Lo más difícil fue adaptarme al Alto Rendimiento a nivel de convivencia con el resto de los deportistas que eran lo mejor de toda Cuba.

G.P.: ¿De sus participaciones en Copas del Mundo en Brasil y Dinamarca cuál de ellas representó más para usted a nivel profesional?

Y.C.: Sin duda fue el Mundial de Dinamarca 2015 donde tuve mayor participación y protagonismo.

“Mi experiencia en España siempre ha sido constructiva e instructiva para mí.”

Yunisleidy en plena acción con su equipo Bera Bera. Foto Archivo Personal.

G.P.: ¿Cómo llegó al balonmano español?

Y.C.: Después del mi participación en Dinamarca 2015, un representante español se interesó en el trabajo de algunas jugadoras cubanas y fue entonces que en Julio 2016 se puso en contacto con nosotras con la posibilidad de ser contratadas en algún Club de las Ligas Españolas.

G.P.: ¿Cuál ha sido su recorrido deportivo en este país?

Y.C.: Mi primera estación fue en la ciudad de León en el Cleba de León la temporada 2016-17, luego en Madrid en el Club Alcobendas 2017-18 para finalmente llegar al país Vasco y ser parte del Súper Amara Bera Bera en la actual temporada 18-19, es el Club más importante de la  mejor Liga Española, División de Honor Femenina.

G.P.: ¿Cuál ha sido el rendimiento que hasta ahora ha tenido con su equipo Bera Bera?

Y.C.: El Bera Bera es el actual Campeón de Liga donde juegan las mejores deportistas del país y es difícil para todas tener el protagonismo que hemos disfrutado en otros Equipos. Me desempeño mayoritariamente en el trabajo defensivo donde me encuentro mucho más cómoda y aporto más al equipo.

G.P.: ¿Cómo es la acogida de este deporte en España en donde el futbol es casi que una religión?

Y.C.: El Balonmano en España se practica en todo el país, pero más supeditado a localidades pequeñas donde es más fácil identificarse con el Club Local. La crisis económica que vivió España la última década no permite que actualmente la disciplina sea tan fructífera y de nivel como años anteriores.

G.P.: ¿Qué diferencias podría establecer en la manera cómo se juega el balonmano en Cuba en comparación a España?

Y.C.: La diferencia es brutal tanto técnica como tácticamente. En Cuba se enfatiza en mayor cuantía el aspecto físico debido a que las temporadas de preparación son más largas con un periodo de competición pequeño comparado con el nivel español que se compite casi todo el año. Lo que sí es cierto es que nuestras cualidades genéticas y el espíritu de guerra nos permiten adaptarnos y contribuir en cada club que un cubano ha llegado a jugar.

G.P.: Es graduada como abogada. ¿Tiene como objetivo ejercer su profesión en el futuro?

Y.C.: Creo que es una posibilidad que no he descartado, aunque he descubierto que después del Deporte me gustaría realizar otras cosas relacionadas con la moda, el trabajo social y los niños.

G.P.: ¿Qué es lo que más extraña de Cuba mientras está en España?

Y.C.: Sin duda vivir alejada de mi hija es lo más duro de estar en el extranjero. Pero como cubana extraño a toda mi familia, mis amigos y la cultura cubana en forma general.

G.P.: ¿Cómo describe su experiencia de vida en España?

Y.C.: Mi experiencia en España siempre ha sido constructiva e instructiva para mí. He hecho muchos amigos y he intercambiado cultura con muchísimos deportistas de dentro y fuera de España. Profesionalmente he ampliado mis conocimientos lo que me ha permitido aportar a mi  Selección Cubana un mayor rendimiento en todos los aspectos. España es un país alegre y encantador. En cierta manera son muy parecidos a nosotros los cubanos y por eso en un futuro no muy lejano me planteo vivir y formar mi propia familia.

“Como cubana extraño a toda mi familia, mis amigos y la cultura cubana en forma general.”

Yunisleidy con su hija Alexandra de la Caridad Martínez Camejo. Foto Archivo Personal.
German A. Posada E.

Germán Posada es natural de la ciudad de Medellín (Antioquia). Estudió Locución para Radio y Televisión en el Instituto Metropolitano de Educación (I.M.E).

En Medellín colaboró en el programa Buenos Dias Antioquia transmitido  por la Cadena Colmundo Radio y participó en la animación y programación del programa Mirador Comunitario a través del Sistema Radial K (Armony Records). Ambos bajo la conducción y dirección del Periodista antioqueño Carlos Ariel Espejo Marín (q.e.p.d).

Desde el 2001 reside en la ciudad de Montreal en donde ha participado en la realización y conducción de los programas radiales Escuchando América Latina (CKUT 90.3 fm), Onda Latina (CFMB 1280 am) y La Cantina (CFMB 1280).

German Posada